Floculante en cartucho (saquitos)

El floculante en cartucho es, probablemente, la dosificación más popular del producto. Los cartuchos de este clarificante, también conocidos como ‘saquitos’, son unas pequeñas bolsas de tela donde se encuentran unas pequeñas pastillas de floculante. Por su sencillez de uso, se trata del floculante recomendado para particulares y no profesionales, con el que conseguiremos unos resultados excelentes.

Se trata de un producto rápido para clarificar el agua, por lo que unas horas después de su uso conseguiremos eliminar la turbidez del agua, logrando una piscina transparente. Puedes comprar a continuación este producto en nuestra tienda:

¿Qué es el floculante en cartuchos?

Un cartucho es un pequeño saco de tela porosa en el que se encuentran 4 o 5 tabletas de floculante sólido. Cada cartucho tiene un peso aproximado de 125 gramos, que permite su dosificación de una manera sencilla con un contacto mínimo con el producto. En cualquier caso, siempre debemos limpiarnos la mano después de tocar el cartucho (o cualquier otro producto químico de la piscina).

Es muy importante destacar que, a pesar de que en el interior del cartucho se encuentran algunas pastillas, no se debe romper el saco de tela para su uso. La tela es de un material poroso a través del cual las pastillas se diluyen para realizar su efecto clarificante.

¿Cuándo usar cartuchos?

El uso de floculante en cartucho es recomendable para piscinas con aguas turbias, como puede ser cualquiera de los siguientes casos:

  1. Agua turbia tras lluvia de barro
  2. Piscinas situadas junto a caminos de tierra, canteras, etc.
  3. Tras ventiscas que arrastran sedimentos a la piscina
  4. En primavera, época en la que el polen de los árboles como los pinos dejan el agua con muchos sedimentos que el filtro no es capaz de retener.
  5. Cualquier otro caso que provoque un aspecto ‘sucio’ a nuestra piscina, a pesar de tener en los niveles óptimos el cloro y el PH.

En caso de turbidez alta, podemos prolongar el tratamiento de floculación tanto como deseamos, pero siempre siguiendo los consejos de dosificación. Es muy importante no usar nunca más floculante del necesario.

En piscinas con aguas muy duras, y tras aplicar minorador de PH, el agua suele quedar con un desagradable aspecto lechoso al agua, por lo que es muy necesario aplicar un tratamiento floculante.

¿Cuántos cartuchos de floculante necesitas usar?

El uso de cartuchos de floculante no se recomienda en piscinas de menos de 10 metros cuadrados.

La dosificación adecuada es la de 1 cartucho de floculante por cada 50 metros cúbicos. Es decir, una piscina de 100 metros cúbicos necesitará 2 cartuchos, una de 150 metros cúbicos necesitará 3 cartuchos, y así sucesivamente.

Es muy importante ajustar el número de cartuchos a la cantidad de agua de nuestra piscina. No debemos exceder jamás las cantidades indicadas o podremos tener graves problemas para eliminar el exceso de clarificante. En caso de haber usado demasiados saquitos, aquí te contamos cómo eliminar floculante.

¿Cómo dosificar los cartuchos de floculante?

El uso de los cartuchos de floculante es muy sencillo. Es recomendablePuedes seguir estos pasos:

  1. Antes de utilizar este producto, se recomienda realizar un lavado de filtro, seguido del posterior enjuague del mismo.
  2. Echar los cartuchos en el skimmer de nuestra piscina. Insistimos en que no es necesario romper el saquito.
    En caso de no disponer de skimmer (piscinas con rebosadero, por ejemplo) debemos colocar el cartucho de floculante en el prefiltro del motor de la piscina.
  3. Poner el motor en posición de filtración, en las horas que lo realice habitualmente.
  4. Tras un par de días, podremos comprobar que el saquito se encuentra vacío, por lo que podremos retirarlo para su deshecho.
  5. Podemos repetir el proceso en 7-10 días, tras realizar un lavado de filtro.

Floculante cartucho

¿Cómo actúan los saquitos?

Aunque aquí ya te avanzamos a grandes rasgos cómo funciona el floculante, te detallamos las particularidades de este producto.

Al disolverse el contenido del cartucho, éste actúa ‘floculando’ (es decir, aumentado) las pequeñas partículas que se encuentran en el agua, incrementando su tamaño. De esta manera, las partículas se vuelven más grandes y pesadas y permanecen en el fondo de la piscina. Ahora solo queda pasar el limpiafondos – manual o automático – para que esas partículas que daban un aspecto ‘sucio’ a nuestra piscina queden retenidas en el filtro de la piscina.

Ventajas del uso de cartuchos de floculante

Los cartuchos son el producto estrella para clarificar el agua para propietarios de piscinas privadas. Sobran los motivos para aconsejar este clarificante:

  1. Resultados excelentes para clarificar el agua en condiciones de turbiedad moderada
  2. Producto compatible con el baño: no es tóxico ni desprende olores
  3. Sencillo de usar
  4. Limpio
  5. Dosificación sencilla
  6. Perfecto para piscinas privadas de uso particular
  7. Apto para piscinas con y sin skimmer
  8. Perfecto para filtros de arena o cristal
  9. Producto económico
  10. No mancha el gresite ni liner
  11. Se puede utilizar como producto de mantenimiento o para recuperar el agua turbia

Desventajas y contraindicaciones

Aunque apenas encontramos casos en los que no debemos utilizar saquitos, es importante conocer cuándo no utilizar cartuchos de floculante:

  1. Producto no compatible con piscinas que funcionan con filtros de diatomeas.
  2. Producto no recomendado con piscinas con filtros de cartucho.
  3. Debemos recoger y desechar el saco de tela una vez se haya disuelto su contenido.
  4. El exceso de producto puede provocar graves problemas.
  5. No podemos utilizarlo en piscinas de plástico y desmontable, ya que no disponen de skimmers ni motor con prefiltro donde dosificarlo.